Pezones irritados

Los pezones adoloridos pueden ser tan molestos que las mujeres decidan destetar al bebé. Aunque el dolor a la palpación de algunos pezones los primeros días de lactancia es muy frecuente, en general, dar el pecho no debe ser doloroso. Los pezones adoloridos indican que algo no va bien.

En la mayoría de los casos los pezones adoloridos están causados por posiciones inadecuadas y una colocación incorrecta o una retirada incorrecta del bebé del pecho. Por lo tanto, acude siempre a tu especialista en lactancia si experimentas dolor en los pezones. Tan pronto como se evalúe la causa de la molestia, el problema se puede resolver.

Si el dolor es extremo podría ser aconsejable interrumpir temporalmente la lactancia. Durante dicha interrupción debes extraerte la leche para evitar la congestión y seguir manteniendo la producción de leche. El especialista en lactancia puede informarte sobre los extractores de leche y la extracción manual, así como sobre los métodos alternativos de alimentación para tu bebé durante este tiempo.

Si deseas ayudar al proceso de curación, se puede aplicar lanolina PureLan™ modificada en el pezón. La curación en húmedo de la herida es el tratamiento de elección. Evita pomadas que tengan que limpiarse antes de la toma del bebé. Esto irritaría la piel aún más. Los protectores de pezones puede ayudar a proteger los pezones doloridos.

En algunos casos, el dolor de los pezones puede estar causado por aftas. Si sospechas de aftas, ponte en contacto con tu médico para que te trate a ti y a tu bebé.

PRODUCTOS ÚTILES

MÁS INFORMACIÓN

© 2018 Hallmark S.A. - Medela Perú | Todos los derechos reservados.